Limpiar alcachofas

alcachofas

Es un básico pero con algún truquillo interesante como utilizar perejil para que no se pongan negras en vez de limón que aporta sabor y acidez al plato. A disfrutar.

 

INGREDIENTES:

 

Alcachofas

Agua

Perejil

 

ELABORACIÓN

 

Limpiamos las alcachofas desechando las hojas externas hasta que se note que al quitar la hoja esté tierna y la base muy clarita. El tallo tiene dos círculos concéntricos. Pelamos el exterior más oscuro. Cortamos la punta de las hojas y nos quedamos con el corazón.

 

alcachofas 1 alcachofas2

 

Si tienes acceso al centro se pueden quitar los pelos que hay en el interior.

 

alcachofas3

 

Una vez peladas las vamos metiendo en un bol con agua, hielo y un manojo de perejil estrujado con las manos. El perejil no aporta acidez como el limón y también evita que se pongan negras. Con una rodaja de limón nos frotamos los dedos para quitar las manchas negras.

 

Anuncios